viernes, 25 de julio de 2014

¡Gracias Mariam Yehya por tu inmenso testimonio de fe!


Mariam Yehya Ibrahim, la mujer sudanesa condenada a muerte a causa de su fe cristiana está ya en libertad y ha sido recibida por el Papa. En sus brazos llevaba a su hija menor, nacida durante su cautiverio y a la que tuvo que dar a luz con las piernas encadenadas.
Los medios afirman que Meriam estaba condenada por apostasía, sin embargo, ella jamás apostató pues nunca fue musulmana. Su padre, musulmán, la abandonó cuando ella tenía cinco años y Meriam fue educada por su madre, cristiana ortodoxa.  

La presión internacional y, sin duda, la oración de tantísimas personas, han logrado que Meriam se halle por fin en libertad y haya podido viajar a Roma junto con su marido, Daniel Wani y sus dos hijos, a pesar de la tentativa del gobierno sudanés de impedirle salir del país.
Meriam es la mujer que embarazada, separada de su familia y ante la amenaza de ser condenada a muerte si no apostataba de su fe declaró ante el Tribunal: "Soy cristiana, y seguiré siendo cristiana".

¡Gracias Mariam Yehya por tu inmenso testimonio de fe!

2 comentarios:

Mori dijo...

Ante cosas como esta uno no sabe que decir.

CHARO dijo...

Una mujer muy valiente y digna de admiración.Besicos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Mi foto
Spain
Todo hombre abierto sinceramente a la verdad y al bien, aun entre dificultades e incertidumbres, con la luz de la razón y no sin el influjo secreto de la gracia, puede llegar a descubrir en la ley natural escrita en su corazón el valor sagrado de la vida humana desde su inicio hasta su término (Evangelium Vitae). ---------------------------------------------------------Every person sincerely open to truth and goodness can, by the light of reason and the hidden action of grace, come to recognize in the natural law written in the heart the sacred value of human life from its very beginning until its end (Evangelium Vitae).